Directores, profesores y personal de las seis instituciones francesas de la Red Internacional de Escuelas de Sión se reunieron en el NDS Collège/Lycée de Evry del 28 al 30 de marzo, para descubrir la historia y el carisma de la Congregación.

 

Este acontecimiento, que suele ser anual, supuso el regreso tras una interrupción de dos años debido al Covid-19. Con mucha alegría, seis hermanas de Sión participaron en la dirección de un abundante programa.

 

 

Los temas tratados fueron el nacimiento y el desarrollo temprano de la Congregación y la historia de las hermanas contemplativas. Se presentaron iniciativas que se están llevando a cabo, como un proyecto para transmitir la memoria y sensibilizar a los estudiantes sobre las enseñanzas de la Shoah. Se le dedicó un día a la Carta de las Escuelas de Sión, que establece una estrategia para dar vida a valores educativos que van más allá del mero rendimiento académico, y a valores espirituales que afirman la riqueza que se encuentra tanto en la cultura bíblica como en la diferencia cultural.

 

 

Sandrine Bathilde, directora del Colegio de Evry que organizó los tres días, describió el evento como un “encuentro rico en intercambios, compartición y diálogo, diseñado para apoyar el arraigo en los principios rectores de Sión”.

 

El marco del Colegio de Evry tiene un significado especial para la Congregación: fue la primera escuela de Sión que se fundó hace más de 170 años, y es el lugar donde descansa nuestro fundador, Théodore Ratisbonne.

 

El último día se celebró una misa en la capilla del colegio.

 

“Es conmovedor encontrarse en el mismo lugar donde vivieron el padre Théodore y muchas hermanas de Sión”, dijo la Hna. Marie Lise Adou, “Todo el mundo se marchó con gran energía”

 

site by airgid